¿Qué tal si te das un masaje a ti mismo?

Debido a la situación del Covid-19, muchos de nosotros hemos dejado de ser tan activos en cuanto a hacer ejercicio. Debido a ello hemos entrado en un estado de búsqueda de confort continuo que provoca en nuestro cuerpo la aparición de dolores de espalda, cabeza y piernas.

Ya que no recomiendan dar masajes durante el estado de alarma, desde TheOakApp, os daremos unos tips que os ayudarán a aliviar e incluso minimizar vuestras dolencias.

  • Espalda

Si notamos sobrecarga en los hombros, empezaremos cruzando el brazo opuesto al hombro afectado a la altura del pecho hasta llegar a la zona de la escápula (lo conocemos más como omóplato). Pellizcaremos de forma moderada combinando movimientos hacia adelante y atrás y hacia los lados. En caso de detectar nudos o bolas (serán las contracturas), concéntrate en ellas, sin miedo de apretar pues eso hará que se desenreden las fibras musculares.

Ten mucho cuidado cuando te vayas acercando a las clavículas pues evitarás la generación de hematomas. El cuello es otra zona que deberemos tener sumo cuidado pues cuenta con numerosas terminaciones nerviosas.

En cuanto a la zona lumbar, haremos los mismos movimientos de antes, hacia adelante y hacia atrás.

Ya en la zona central de la espalda, deberemos contar con la ayuda de algún material como una botella de plástico o incluso una pelota de tenis. Nos tumbaremos en el suelo, boca arriba y encima del utensilio escogido y realizaremos movimientos ascendentes y descendentes. Realizaremos una presión moderada pero contundente. Para evitar quemaduras, puedes ayudarte de aceite de masajes.

  • Dolor de cabeza

Para evitar tensiones, empezaremos poniendo las yemas de los dedos a la altura de donde empieza el pelo. Iremos aplicando presión de forma paralela hasta llegar a la zona de la coronilla, incluida.

En cuanto a la nuca, colocaremos el pulgar a la altura donde empieza el cuello y lo deslizaremos hacia arriba aplicando cierta presión.

Continuaremos por la sien y pondremos ambas manos a la altura de las orejas. Los movimientos han de ser rotatorios entre la parte superior del cráneo y el cuello. 

Para finalizar, iremos introduciendo los dedos de las manos entre el pelo hasta que lleguemos al cuero cabelludo con las palmas. La presión deberá aplicarse de forma circular.

  • Piernas desgastadas

Para este tipo de “masaje” necesitaremos cremas o aceites que favorezcan la circulación de la sangre. Colocaremos ambas manos alrededor del tobillo posicionando los dedos sobre el gemelo. Los movimientos deberán ser ascendentes hasta llegar a la rodilla continuando por el muslo, sin olvidar zonas posteriores y laterales. Con esto, desplazaremos los líquidos hacia los ganglios linfáticos de la ingle y deberemos hacerlo durante al menos 10 minutos.

No olvidemos disminuir la cantidad de sal en nuestras comidas, beber 2 litros al día y hacer ejercicio diario. ¿Qué os ha parecido? ¡No dejéis de comentar vuestras dudas!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s